Uncategorized

Mamitis aguditis

“Mamitis aguditis : Dícese de la enfermedad que afecta a una cría pero que los síntomas los paga una bendecida madre por un período indeterminado,  altamente contagioso entre crías de la misma familia.”

Hace unas cuantas semanas mi vida que ya de por si es caótica con 2 terremotos que no dejan descanso se convirtió de la noche a la mañana en una taquillera película de Bollywood, ganadora de un Filmfare por mejor drama, si de esas películas que no paras de llorar porque la protagonista no para de sufrir las inclemencias de un mundo totalmente vil. Pues si, una noche fui a dormir con mi pequeña tesorito de 9 meses con mis teteras listas para que ella se empache de harta leche materna, se sirvió como 1 hora hasta que se quedó dormida, entonces me moví lentamente para no despertarla y me fui a mi laptop para chambear con la tranquilidad nocturna de tener a todos en los brazos de morfeo pero sólo alcancé a prenderla porque minutos después estaba tratando de calmar a una desconsolada criatura que lloraba como si algo terrible le hubiera pasado, estuve arrullando su regordete cuerpo por un buen rato hasta que nuevamente se durmió, la acosté, salí en silencio a seguir con mis labores cuando escucho un waaa seguidos de otros tantos que tuve que regresar disparada a tomarla en mis brazos porque ella estaba a moco tendido, está demás decirles que TODAAA la noche y las subsiguientes hasta la fecha me tiene así, que si me muevo un centímetro de ella es como si activara una granada de guerra.

Mi día empieza a las 6am hora exacta porque mi tesorito es mejor que un Rolex, resulta que antes nos alternábamos con mi marido para mirarla mientras nos alistamos él para ir a su chamba y yo para coordinar cosas del trabajo con anticipación para poder ir con tranquilidad a dejar a mi mayor al kinder, pero ahora mi dulce pequeña no le pela ni una al padre ¿no que las niñas morían por ellos?, pues la mía vino fallada de fábrica porque no quiere nada de nada con él, que sí le carga llora y me busca con su jetita estirada cómo diciéndome “no, no me dejes”, así que me toca cambiarle el pañal, quitarle la pijama, peinarla, llevarla por todos lados cargada como koala a la par que respondo las millones de interrogantes de mi mayor que amanece como una enciclopedia pero sin respuestas en su cabeza; hasta que por fin tocan la puerta y salgo volando para recibir a nuestra querida nana que lo primero que mira son dos brazos estirados sosteniendo a mi gorda con sus graciosos moños, luego siguiendo mis brazos me encuentra tratando de esconder mi cuerpo bien taypa detrás de la puerta, ella la recibe haciéndole decenas de muecas y yo huyo a lo Mario bros por atrás hacia mi cuarto para alistarme.

Para poder salir debo montar mi plan de fuga al mismo estilo de “La casa de papel” porque basta que ella sienta mi olor para que gire su cabeza en 360° y como terminator active su visor de detección,  me ubique y empiece con las rancheras a viva voz, es que mi niña es poseída por María Magdalena y entra en modo #meabandonaron típico de protagonista de novela turca que se hunde en un mar de lágrimas, es que si la vieran les juro que lo primero que sentirán es una culpabilidad que se desborda por todo tu cuerpo, tu corazón de piedra se empieza a convertir en gelatina, no noo nooo puedo con ella y me lanzo a sus brazos para limpiar sus mocos, pedir mil perdones y llenarla de millones de besos.

Para variar el menú mi querido terremoto mayor se ha dado cuenta de tamaña osadía de su hermana por lo que él también exige su parte, así que ni modo a veces debo cagarlos a ambos al mismo tiempo o sino en turnos, o si le llamo la atención por alguna travesura él esta atento de que también a su hermana le caiga una igual que la suya, ustedes dirán pero si ella tiene 9 meses!! pues si la muchachita hace berrinche se tira de espalda si no consigue lo que ella quiere (que normalmente es el juguete de su con-sanguíneo) o chapa del cabello a su hermano y no lo suelta para nada; entonces trato de equiparar mi tiempo, mi energía, mi magullado cuerpo en esos 2 milagros que el Señor Dios me bendijo.

Aunque mi espalda este literalmente comprimida, adolorida y todo lo que termine en “ida” no importa ellos me necesitan ahora! siii justo ahora, y aunque siento su asfixiante amor sé que algún día ellos ya no necesitarán de mis brazos, ni de mi protección y mis besos serán esquivados tal como yo le hice a mi mamá; seguro en ese momento se me estrujará el corazón y extrañaré como loca ese amor sofocante de mis niños pero también sabré que disfruté cada minuto en que ella me buscaba con la mirada, en que estiraba sus pequeños bracitos para levantarla, las muchas veces que se aferraba a mí con sus manitos en mi polo para que no se la lleven de mi lado, los muchos “te amos” abrazados con el mayor, las millones de preguntas que debo contestar como esos “verdad mami?”,  o esas sobaditas de panza diciéndome “mami es que tengo mucha hambre” o “mami léeme dos cuentos” o “quiero dormir con mamá”; todas esas y muchas otras más demandas de mis bendiciones son y serán para mi hermosos recuerdos que siempre los guardaré como el tesoro más valioso dentro de mi corazón.

 

Malel,

AliExpress, Uncategorized

Mundo AliExpress

Hola a todas,

Desde hace mucho tiempo me trae loca comprar vía AliExpress que es una plataforma que te ofrece un huevo de productos súperarchimega económicos sobretodo para nuestros agujereados bolsillos que como padres siempre andamos ajustados; aquí se encuentra de TODO tanto así que hay cositas que jamás te hubieras imaginado encontrar ahí (siii hasta eso que estás pensado mañoso(a) jajaja).

En mi caso he comprado cargadores para celular, cases, ropa para mi familia, protectores y seguros para bebés, makeup, cremas, mochilas, etc. Eso si como vas a encontrar diversidad de productos debes tener muuucho cuidado cuando escojas los artículos porque hay de muy buena o mala calidad, algunos productos jamás llegan o se quedan en aduanas; pero lo más resaltante es que es SEGURO por si te preguntas por tus datos bancarios, adicional a esto si tu producto no llega o está en mal estado puedes abrir una disputa presentando siempre siempre pruebas y sino llegas a un consenso AliExpress tomará la decisión final.

Ahora si vamos por lo que están ahora leyendo este post, como les había prometido en mis redes sociales (Facebook e Instagram) a partir de la fecha estoy agregando una nueva categoría “AliExpress” así a secas para que te sea más fácil encontrarlo, aquí voy a mostrarte al detalle cada producto que compro en ésta web con fotos y comentarios sin filtros para que estés segurísima si te animas a reventar tu tarjeta!

Traje de baño para nenitas!

Cuando estuve por viajar a Brasil (Vacaciones sin descanso) me dispuse a la maratónica búsqueda de traje de baño para mi gordita, pero estando en pleno invierno no había mucho por escoger pero me di cuenta que la mayoría eran diseños típicos para bebés y yo quería algo más temporal por lo que no compré nada de nada, luego viajamos y como mi tesoro se escaldó ya ni le metí al mar así que retrasé la compra para mi regreso. Estando ya en casa sabiendo que los tiempos de tránsito son largos y hasta veces muy muy largos me lancé de lleno a la búsqueda con HARTAAAA anticipación.

  • Fecha de Compra: 30/09/2018
  • Fecha de salida: 02/10/2018
  • Fecha de Recepción: 26/10/2018

Sin título

  • Tienda Elegida: BAOHULU 4TH STORE
  • Valoración: 98.3%
  • Reseña: La tienda está especializada en ropa para gimnasia y natación, hay otras con el mismo nombre solo que cambia el Store N° y el precio varía en unos cuántos dólares sobretodo en el flete, elegí ésta tienda porque tenía mejor precio además que en Perú había algunas compras, fotos encontré sólo 1 pero suficiente como para decidirme.
  • Calidad: La licra es de buena calidad y las costuras son prolijas, la impresión de tela sin fallas.
  • Diseño: Hay 5, yo elegí ésta porque no soy tan hincha del rosado.
  • Ventajas: Protección 50+ UV, es manga larga, con cierre que ayuda a vestir con facilidad sobretodo si son bebés
  • Talla: A mi parecer es exacta yo compré de 1-2años y le queda un tilín más larga considerando que por ser licra debe estirar. Hay hasta los 6 años.
  • OJITO POR AQUÍ: NO TIENE FORRO, cuando hice la compra no me percaté del tema del forro, así que cuando llegó me alarmé y revisé la web para ver si había algún error pero no, aquí soy culpable; así que moje la prenda y la sumergí en agua para ver si se transluce, valga decir que la tela no se moja moja se pone algo húmeda pero no se empapa, debe ser por la protección UV, resultado final no se transluce del todo, claro que si te pones algo fucsia abajo se nota un poco pero si es con tu piel no pasa nada, miren las fotos abajo y saquen sus conclusiones.

Entre las búsquedas me encontré con los gorritos que tienen protección hasta el cuello y justo había de la misma tela del traje así que aproveché y adicioné una para mi terremoto mayor.

  • Tienda Elegida: BAOHULU 2ND STORE
  • Valoración: 99.0%
  • Reseña: En la tienda anterior había pero estaba agotado en la tela de mi gorda, así que busqué y me encontré ésta tienda y el color es igual al del traje.
  • Calidad: La licra es de buena calidad y las costuras son prolijas, la impresión de tela sin fallas.
  • Diseño: Hay 9, 2 de ellas para niños.
  • Ventajas: Protección 50+ UV
  • Talla: A mi parecer es exacta, hasta los 6 años.
  • PRECIO TRAJE DE BAÑO: US$ 12.02 (Incluye flete a Perú) en PEN 40.25

  • PRECIO GORRITOS: US$ 7.48 (incluye flete a Perú) en PEN 25.05

  • LINKS: TRAJE DE BAÑO / CLICK AQUÍ

GORRITO / CLICK AQUÍ

BONUS TRACK !!!! se acerca el 11 de Noviembre? se preguntarán y eso que tiene? Pues son las megas rebajas de AliExpress y si compras en esa fecha entras a un sorteo especial de US$ 1.000.000, así que ya saben vuelennnnn !!!!!

Espero les haya gustado este post y si tienen otros datos de compra compártelo en los comentarios.

Besos,

Malel

Uncategorized

Vacaciones sin descanso

El día que mi marido me propuso armar maletas para disfrutar de unas merecidas vacaciones a Río de Janeiro, lo que primero que visualice era a este cuerpito caribeño desparramado en la arena blanca bebiendo agüita de coco recibiendo aire de los musculosos abanicos de mi amado, imagen que me duró 5 segundos porque luego aparecieron cual película de terror mi terremoto number one siendo absorbido por las olas del mar y mi tesorito de 7 meses metiéndose kilos de arena en la boca; fue en ese preciso instante que tomé del brazo a mi marido y le dije con cara de terror ¿Amor, estás seguro?

Dos  meses después me encontraba sentada encima del equipaje tratando de meter TODO lo indispensable, al final llevé 2 maletones, 1 carry on, 1 minimochila del mayor, 1 bolso para la menor y 2 coches, siii 2 coches cuando le dije a mi espeso digo esposo tampoco estuvo de acuerdo a la primera pero les juro que fue la mejor idea del mundo mundial porque mi niño bonito de 3 años para nada le gusta caminar igualitito a su madre jajaja así como comprenderán no me queda más que entenderlo jaaa. Primera parada Aeropuerto Internacional Jorge Chávez llegamos temprano y armados hasta los dientes con nuestra niñera electrónica alías Netflix, 2 cuentos nuevos, harto aperitivo medio-saludable, todo tipo de mordedores y lo más importante “la santa tetona” esa que calma hasta el más terrible alarido de mi dulce retoño; estuvimos unas horas deambulando con mis pequeños delincuentes que normalmente duermen entre 7 y 8 p.m. exclusivamente ese día se olvidaron de su horario y siguieron bien despiertos hasta mucho después que subimos al avión que fue a las 9:30pm; mi plan infalible de tenerlos dormidos todas las 5 horas y media de vuelo resultó todo lo contrario: mi chibolo de 3 años se la pasó viendo sus vídeos gritando y riéndose a todo pulmón (ya se imaginarán), después cuando por fin cayó de rato en rato se despertaba llorando porque quería su cómoda cama; mi tesorito bueno ella se creía tiburoncito todo lo metía a la boca menos los juguetes que llevé esos ni los miró, ella chapo las instrucciones de vuelo, las revistas, el espaldar del asiento de adelante, hasta que se le ocurrió coger las luces y tuve que tener mis brazos estirados hacia arriba cargando su regordete cuerpo de bebé por un largo tiempo para no espantar a mis vecinos con sus alaridos, hasta que cayó rendida y se durmió. Si se preguntan por nosotros los generadores de esas hermosísimas vidas pues nos las pasamos con caras de ZOMBIES TODITITOOOO el vuelo.

Arribamos a las 4:30 a.m. (en Perú 2:30 a.m.) como el aeropuerto es pequeño no demoramos mucho en salir, tomamos un taxi oficial recomendado por nuestro Anfitrión del departamento que alquilamos por Airbnb y nos en-rumbamos hacia Copacabana. Nos recibió Yuri con una enorme sonrisa, nos ayudó a subir todas las maletas, luego de decirnos todas las reglas, mostrarnos el lugar se despidió y nos dejó para disfrutar de nuestras vacaciones; la verdad es que al menos mi marido y yo queríamos tirarnos a la cama a dormir a pierna suelta, pero no podemos olvidarnos de nuestros angelitos que el Señor Dios nos ha encomendado, así que acomodé todo en los cajones del closet, baño, etc. para estar los más cómodos posibles mientras papá en modo zombie entretenía a los dos que mágicamente no les afecto el cambio de horario y estaban más que despiertos. Cada uno chapo un hijo los bañamos, nos bañamos y salimos a comprar al supermercado que estaba exactamente a 1 cuadra, compramos todo lo necesario para preparar los desayunos y cenas más fáciles del planeta (no había forma que cocinara almuerzos, salvo a mi gorda); luego del rico desayuno nos dimos cuenta que nuestros celulares estaban a punto de fallecer y ohhh sorpresa el voltaje era diferente al de Perú, así que salimos en busca de un adaptador de paso que conocíamos el vecindario (estábamos a 1 cuadra del la playa), lo compramos, lo probamos y nos estafaron!! Así que mejor buscamos un lugar para almorzar y ahogar nuestras penas, regresamos a casa con los nenes dormidos ¡Aleluya! para no despertarlos ni los movimos los dejamos en sus coches no podíamos jugarnos la vida y por fin sentimos la suavidad de una cama e inmediatamente caímos en los dulces brazos de Morfeo hasta que veinte minutos después escuché el llanto de mi angelita, la saqué, la abracé, le enchufe la teta y dormimos juntitas, mientras papá hizo lo propio con el de tres.

Día dos, nos fuimos al Acua Río a pedido de mi brillante niño que desde que vio Blippi en el acuario de Florida nos tenía secos con conocerlo, todo el viaje a cada ser humano que pasaba por su lado le decía “estoy yendo al acuario de Florida”, por más que lo corregía no había forma él estaba en Miami jajaja. Realmente lo pasamos bien, sobretodo él que no podía más con la emoción hasta decía que el tiburón que venía mostrando sus enormes dientes hacia nosotros le estaba sonriendo porque estaba feliz de verlo. Cuando regresamos tomamos un taxi en el interior del acuario y conocimos a nuestro nuevo amigo João, fue nuestro ángel caído del cielo, no había conocido antes a una persona tan amable y presto en ayudarnos en todo, fue nuestro compañero en todos los lugares que conocimos en los sucesivos días.

Con João conocimos muchos lugares con la tranquilidad de que podíamos dejar nuestras cosas (que no eran pocas) sin estar cargándolas por todos lados, y por cada parada turística solo poníamos en la mochilita pequeña algunas cosas para el tiempo que nos íbamos a demorar conociendo, lo interesante de esto es que si tienen hijos Río aunque no lo crean es ideal porque todas las atracciones turísticas tienen acceso para coches, sillas de ruedas, etc, por lo que te facilita la vida, además que tienes prioridad en todo y siempre serás el primero en entrar sin soplarte las largas colas.

Uno de esos días de visitas nos dimos cuenta que mi gordita estaba escaldada, la crema que normalmente usaba no hacía efecto por lo que le pedí a nuestro buen amigo nos ayudara a buscar manzanilla, el pobre no tenía idea de lo que era, con el portuñol que hablábamos me entendió que era margaritas, igual él nos llevó a todos las tiendas orgánicas (por cierto hay en cada esquina), hasta que me pidió la foto de lo que buscaba y finalmente lo consiguió “era camomila, camomila, senhora” me dijo; llegamos al apartamento y de frente agarré a mi niña la lavé con ella, y la tuve sin pañal todos los siguientes días hasta que nos regresamos, por lo que para poder seguir paseando tuvimos que comprar protector de sábanas que primero lo colocábamos en su cochecito y en la cama, pero que después de que mi esposito recibiera el premio mayor de un oloroso “chocolate kiss” lo comenzamos a llevar y usar por donde estuviera ella (encima de nuestra ropa, encima del sofá, encima de los asientos), realmente fue un hit mi gorda se alivió pronto.

Los últimos días íbamos a la playa de Copacabana entre 6 y 9 a.m. y 4:30 y 6:30 p.m. para que ELLOS disfrutaran del delicioso clima, porque lo que recuerdo es al mayor corriendo sin parar por la playa, su papá corriendo como loco atrás de él, yo con mi beba en brazos en cuclillas para que ella sintiera por primera vez la suavidad de la arena y el mar, se orinaba y cambio de ropa, así una y otra vez; luego de tener la espalda totalmente comprimida recibía a mi terremotito con su vocecita suplicante que me meta al mar con él así que tenía que despojarme de mi protectora ropa y mostrar al mundo mi rellenito cuerpo bien taipá y lanzarme cual malagua a seguir con mi espalda doblada para hacerlo saltar sin parar las pequeñas olas que llegaban a la orilla. Todo esto sucedía alternando a nuestros hijos para que ambos recibamos por igual la bendición de ser padres.

Regresamos a Perú a las 5 a.m., esta vez por obra y gracia del espíritu santo mis angelitos durmieron casi todo el vuelo, llegamos a nuestra querido hogar dulce hogar y lo primero que hicimos fue alimentarnos, entregarles a su nana y bendecirla enormemente por su existencia. ¿Qué si volvería a viajar al exterior con ellos? claro que sí, díganme masoquista pero cada vez que siento mi espalda y mis piernas adoloridas aparecen esas sonrisas de mis pequeños y se los juro que se me pasa naaaa igual me sigue doliendo pero estoy segura que cada minuto de esos momentos de felicidad que atesoro con miles de fotos y vídeos siii que valieron la pena!

 

Malel,